Cómo preparar espinacas con garbanzos

Las espinacas con garbanzos son un plato muy reconocido en la cocina española. Es una receta simple, pero si la sazonas bien al final será una delicia que todos disfrutarán. Además, los ingredientes son muy fáciles de conseguir.

En este artículo, te enseñaré cómo preparar un rico plato de garbanzos con espinacas.

Cómo preparar los garbanzos con espinacas

Para esta receta voy a utilizar garbanzo castellano y espinacas congeladas. Pero también puedes usar otro tipo de garbanzo y espinacas frescas si lo prefieres.

Garbanzos con espinacas

Imprimir Receta

Ingredientes

  • 600 gr Garbanzos cocidos
  • 250 gr Espinacas congeladas
  • ½ taza Agua
  • 1 cabeza Ajo (8 o 10 dientes)
  • 3 cucharadas Pimentón dulce
  • 1 cucharadita Comino molido
  • 2 hojas Laurel
  • 1 cucharadita Aceite
  • Sal y pimienta al gusto

Elaboración paso a paso

  • Coloca una sartén a fuego bajo y descongela poco a poco los cubos espinacas.
  • Después que estén blandas y muy calientes retira del fuego y escurre con la ayuda de un colador.
  • Reserva para más tarde.
  • Aparte, coloca una cucharada de aceite en una olla a fuego medio.
  • Cuando esté caliente añade los ajos troceados y cocínalos hasta que estén dorados.
  • Vigila el fuego para que los ajos no se cocinen de más, pues esto arruinaría el sabor final de la receta.
  • En este punto añadimos el resto de los ingredientes y dejamos cocinar a fuego lento por 20 minutos.
  • Sirve este plato caliente y disfruta de su delicioso sabor.

Notas

Al ser un plato alto en carbohidratos no es recomendable acompañar con alimentos como el pan o la pasta. Más bien debes comerlo solo, o con alguna proteína como la carne magra o el pescado.

¿Por qué consumir garbanzos con espinacas?

Los garbanzos son una legumbre que aporta una multitud de beneficios a nuestro organismo. Por ejemplo, por cada 100 gramos de este alimento estarás consumiendo 40 g de hidratos de carbono, 20 g de proteína y 15 de fibra.

Es un alimento muy utilizado en las dietas veganas por su alto aporte de proteína vegetal y nutrientes.

Para complementar el valor nutricional de los garbanzos es importante acompañarlos con alguna verdura como la espinaca. De esta manera, aportarán más energía y vitaminas a tu organismo.

Beneficios de consumir garbanzos con espinacas

  • Alto contenido en fibra que ayuda a combatir el estreñimiento.
  • Disminuye la posibilidad de sufrir enfermedades intestinales.
  • Sensación de saciedad por mucho más tiempo.
  • Regula el colesterol y protege contra las enfermedades cardiovasculares
  • Ricos en vitaminas del complejo B, así como en minerales que contribuyen a subir las defensas.
  • Ambos aportan gran cantidad de hierro, un alimento ideal para aumentar los glóbulos rojos y prevenir la anemia.

Disfruta de esta deliciosa y sencilla receta y cuéntanos tu opinión.

Deja un comentario

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación de nuestros usuarios Ver más
Aceptar